La higiene dental de los niños

En cualquier etapa de nuestra vida hemos de prestar especial atención a nuestra higiene dental, ahora bien, cuando se trata de etapas esta es aún más importante si cabe puesto que de su cuidado o no podrán surgir nuestras costumbres del futuro y cuando se trata de nuestros dientes hemos de cuidarlos desde el primer día.

Los niños pequeños han de cuidar de su dentadura desde que aparece el primer diente, por eso has de ayudar e inculcar a tu hijo la costumbre del cepillado diario. Las personas que trabajan como higienistas bucodentales suelen recomendar que hasta los diez años se utilicen cepillos dentales con filamentos suaves. En el caso de que tu hijo sea pequeño y tengas que ayudarle con el cepillado porque él no llegue a todas las zonas de la boca, se suele recomendar buscar un cepillo cómodo para él, pero también para ti, es decir, para que tú puedas ayudarle en el cepillado.

Una de las rutinas que puedas seguir con tu hijo es que habituarlo a lavarse los dientes justo antes de dormir, así será un hábito que tendrá casi para siempre. Estudios demuestran que hay incluso niños que asocian el ir a la cama con el sabor del dentífrico.

cepillo niñosPor otro lado, los expertos bucodentales siempre recomiendan que a la hora de enseñar a un niño a lavarse los dientes lo hagamos de manera metódica, es decir, de manera ordenada. Por ejemplo, primero los dientes de atrás hacia delante, un lado el otro, la lengua, las mejillas, etc. Así le ayudarás a memorizar qué partes son realmente importantes a la hora de cepillarse los dientes y el día de mañana será totalmente capaz de hacerlo él solo.

Recuerda que además del cepillado dental, para el cuidado de los dientes es recomendable que tu hijo visite a tu experto dental, sea dentista o higienista, al menos una vez al año, para que de esta manera su cuidado dental sea lo más completo posible. Los hábitos dentales de tu hijo hoy, puede ser la razón de su salud bucodental en el futuro.