La dinamización del entrenamiento

En algunas ocasiones, la figura del animador de actividades físico deportivas se puede ver cuestionada o tal vez algunas de las tareas que son típicas dentro de su profesión. Hay quienes piensan que una vez que le entrenador ha establecido las rutinasdeportivas su figura deja de tener sentido, pero el papel dinamizador en realidad ha de estar presente durante toda la rutina porque el animador da sentido a cada una de las partes de la rutina de entrenamiento.

De esta manera, el animador físico deportivo estimula las actividades buscando el máximo aprovechamiento de la actividad. En este sentido busca el aprovechamiento máximo del tiempo en el que se está realizando la actividad, practicando continuamente y aprovechando tanto el espacio como las diversas opciones cuando el entrenamiento se realiza en grupo. Además, la motivación que es capaz de contagiar el entrenador deportivo a las diferentes personas que integran el grupo de actividad es una de las maneras de conseguir un clima dinámico dentro de las instalaciones.

d-18-entrenadorEn muchas ocasiones el entrenador o animador de las actividades físico deportivas toma un papel de implicación activa para así conseguir involucrar y motivar de manera más directa a los diferentes integrantes del grupo. El tipo de motivación que los animadores puede hacer llegar es muy diversa, tanto de manera individual como grupal, e incluso el medio puede variar, porque hay animadores que utilizan el medio verbal con más frecuencia y otros que acuden a medios gestuales para indicar que se está trabajando bien y que el rendimiento en la actividad es el esperado.

Los entrenamientos son como una carrera de fondo, hay muchos altibajos en el camino, por eso estar formado como animador de las actividades físico deportivas es clave a la hora de conseguir que el grupo y cada una de las personas que practica la actividad deportiva se sientan motivados y continúen practicando ese entrenamiento con la regularidad y frecuencia que se espera de ahí. Mantener un ambiente dinámico y de motivación es el primer paso para conseguir la forma física que se desea.